Novena Milagrosa en Honor a La Virgen de Aranzazu

Virgen de Aranzazu, nombre que significa “abundancia de espinos”, esto surge con las apariciones de ella entre arbustos espinosos de las montañas de Aloña, provincia de Guipúzcoa situada en el extremo norte de España, historia que se remonta en el siglo XV.

También conocida como Nuestra Señora del Espino, Nuestra Señora de Askartza, nombre local del lugar de la aparición, y Nuestra Señora de la Campana.

Esta virgencita venerada también en San Mateo, Rizal, Filipinas, conocida por curaciones milagrosas, devoción que comenzó como Nuestra Señora de Aranzazu de España y cambió la patrona de la ciudad de San Mateo a Nuestra Señora de Aranzazu.

Actualmente existe un Santuario situado en Oñati, País Vasco, España.

¿Cómo se reza la novena?

Novena por curaciones milagrosas

La novena se reza con mucha fe y devoción por la Nuestra Señora de Aranzazu, en un lugar sagrado, si te conectas con la naturaleza es válido, lo importante es que lo hagas en un sitio lleno de mucha paz. Inicia con la señal de la santa cruz, seguido de la oración inicial diaria, pasando a la oración del día que corresponde, continuando con un Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener, concluyes con la oración final.

¿Cuándo se inicia?

Esta novena a la virgen Nuestra Señora de Aranzazu la puedes iniciar cualquier día del año queda bajo tu elección, sin embargo, es importante destacar que su fiesta es celebra cada 9 de septiembre, en esta novena puedes realizar cantos y bailes en honor a ella y compartir tortas de arroz como símbolo de abundancia.

¿Para qué sirve?

Esta novena sirve para pedir por alguna situación que acarrea tu vida, en caso de enfermedad sirve como protectora y sanadora, en el caso puntual de la fertilidad también concede esta bendición, y cuando la naturaleza se opone ella intercede para el beneficio y tranquilidad de una región.

Novena a la Virgen de Aranzazu

Es así que esta novena a Nuestra Señora de Aranzazu es oportuna para pedir por las calamidades de la naturaleza, también para invocar las curas de enfermedades y pedir por la fertilidad, agradece a la Patrona por los favores concedidos durante estos nueves días de oración.

Oración Inicial

Virgen de Aranzazu,
dejamos en esta bella novena nuestras peticiones
diarias para que intercedas por nosotros ante
Dios nuestro señor, antes queremos limpiar
nuestros corazones del pecado que hemos
cometido de pensamientos palabras y obras.

Concédenos la dicha de poder honrarte
durante estos nueves días, y enaltecer tu belleza y tu bondad,
tu que apareciste entre los espinos, otórganos el placer de sentirte
en nuestras vidas para que conduzcamos junto
a ti a los mandatos de nuestro señor.
Amén.

Día primero

Nuestra Señora del Espino,
abrimos nuestros corazones y nos sentimos arrepentidos
por los pecados que hemos cometidos hasta hoy,
danos la voluntad para sobrellevar la situación que hoy
afrontamos siendo perdonados por ti de corazón.

Desde hoy te ofrezco mi vida, para que me guíes
por el camino del bien y que mis decisiones sean los más
acertadas en los días más turbulentos, protégeme madre,
envía a mis pensamientos lo más sano para
afrontar esta vida de la mejor manera.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día segundo

Nuestra Señora de la Campana,
es este segundo día novena vengo a pedirte
por la salud de (coloca el nombre de la persona) para
que desaparezca de manera milagrosa toda
enfermedad que está llevando sobre su cuerpo.

Permite que reconozca a Jesús para que con
su sangre limpie sus pecados, y de este modo
reconozca la cruz que hoy está llevando y busque
en ti virgencita la curación de su enfermedad
para que vuelva a ser una persona normal y disfrutar en salud.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día tercero

En este tercer día de novena,
virgencita Aranzazu pido por todas las tempestades
que pueden estar arruinando a las distintas
ciudades del mundo, envía lluvia a la sequía,
envía la calma a las tormentas y tifones como
lo contaron los residentes de San Mateo.

Que ninguna persona muera de calamidad por causas sobrenaturales,
ampara a los niños y a los ancianos,
bendice cada nación donde la maldad a reinado y
han sido castigados por fenómenos, te lo rogamos hermosa patrona.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día cuarto

En este cuarto día de oración de esta hermosa novena,
invocamos a Nuestra Señora de Aranzazu
para que interceda por aquellas mujeres que desean tener un hijo,
para que su aparato reproductor quede limpio de cualquier enfermedad.

Te pedimos que bendigas los vientres de cada mujer
que quiere ser madre, a lo igual que el hombre que
quiere ser padre que la fertilidad se desarrolle sin complicación,
que sus órganos de reproducción estén limpios bajo tu manto bendito.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día quinto

Virgen De Aranzazu, patrona de los filipinos,
tu que apareciste entre espinos en medio de la naturaleza,
te pedimos que todo lo creado por Dios nuestro
señor sea abundante, que no nos falte el trabajo
del campo para obtener vegetales y frutos.

Tu que eres la virgencita de la abundancia,
no permitas que nos falte el alimento en nuestro hogar,
que todas las personas de este mundo tengan su
alimento diario y el que me mas tenga ablande su corazón
para que comparte un trozo de su pan, Te lo pedimos.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día sexto

En este sexto día de novena,
entregamos flores, frutas y agua como ofrenda
para que nos bendigas y se multiplique
todo lo que poseemos, para que la escases se aleje
de nuestras vidas aun cuando la prosperidad nos falte.

Te pedimos por las personas más vulnerables de este mundo,
los de pobreza extrema para que reconozcan a Jesús en su corazón
y a través del fruto del trabajo puedan dejar la vida miserable,
y sean dignos de vivir una vida sana y en armonía.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día séptimo

Virgen santa, virgen amada,
te pedimos por la salud de cada uno de los presentes,
que su espíritu este sano y bendito para que ninguna
enfermedad se erradique en su cuerpo, dales la voluntad
para que a través de la oración tengan una bella relación contigo y con Dios.

Cúbrenos con tu manto sagrado, y aleja el mal que anda suelto,
que las tentaciones se alejen de nuestros pensamientos
y de nuestros ojos, llévanos de tu brazo como llevas al niño,
y se nuestra madre en todo momento.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día octavo

¡Oh! Nuestra Señora de la Campana,
socórrenos en los momentos de turbulencia,
te pedimos perdón por los errores que hemos cometidos,
que hoy nos está pasando facturas,
quiero ir de tu mano para rectificar mis pecados y servirte fielmente.

Dame tu auxilio para caminar por los caminos rectos,
y poder llegar a tu hermosísimo santuario de gloria,
porque solo tu madre mía conoces que hay en mi corazón,
no me abandones e intercede por mí y por todos.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Día noveno

En este día de novena,
el último día de novena quiero agradecerte
por estar en nuestro lado siempre,
he dejado en tus manos mis preocupaciones para
que lo eleves al Todopoderoso y esperar me concedas el milagro.

Durante estos nueves días, limpie mi corazón,
mente y espíritu para que me aceptes bajo tu gracia,
te honro madre mía, porque sé que estas
aquí entre nosotros intercediendo y yo esperare
pacientemente bajo tu voluntad.
Amén.

Rezar Padre Nuestro, Tres Ave Marías y se pide la gracia que se desea obtener.

Oración Final

Madre hermosa, madre pura y sagrada,
dejamos contigo cada una de nuestras necesidades diarias,
para que nos escuches pacientemente el deseo
de nuestros corazones, yo esperaré en ti y en tus milagros porque así lo creo.
Bendícenos y protégenos en todas las etapas de
nuestras vidas para que podamos actuar de la mejor manera.
Amén.

Realiza esta oración con mucho fervor, pide a la virgen de Aranzazu con mucha humildad y sinceridad para que ella actué y cumpla cada una de tus peticiones, recuerda que es como toda madre es protectora, sanadora y milagrosa, rinde honor celebrando una eucaristía en su nombre, puedes acompañar con cantos y bailes como tradicionalmente es festejada. Recuerda que la oración y la fe mueve montañas, no dudes de esta hermosa novena.

 

Más Novenas relacionadas

Ir arriba