Novena Completa a la Medalla Milagrosa

En el mundo en el que vivimos hubo personas mucho antes que nosotros que se dedicaron a cumplir con el cometido que Nuestro Señor tenía para ellos, así como la creación de la medalla milagrosa de Nuestra Virgen, debemos encomendarnos a ella por medio de los 9 días de plegarias, así estaremos protegidos del mal por Nuestra Madre.

Catalina Labouré fue quien tomo en sus manos tal tarea y llevo a cabo la realización de la Medalla Milagrosa esa que sería usada mucho tiempo después por los creyentes de la Virgen María.

Novena de la Medalla Milagrosa

novena de la medalla milagrosa

Nuestra Madre se ha dedicado toda su vida a cuidarnos y protegernos del mal, a iluminar nuestro camino para que estemos en el sendero de Dios, encomiéndate con su novena a ella, para que jamás estés solo y en los momentos de desesperación tengas a quien acudir.

Primer día

Oración para iniciar el día

Virgen María, Madre de todos nosotros
Hoy te rogamos que poses tu mirada sobre nosotros
Con tus ojos misericordiosos
Confiamos en ti y en tu amor infinito
Por ello te pedimos nos protejas del mundo cruel
También te damos gracias
Por permanecer junto a nosotros
Por amarnos y brindarnos la Medalla Milagrosa
Confiamos plenamente en ti
Y esperamos intercedas por nosotros
Contigo a nuestro lado no sentiremos seguros
Amén

María aceptó con amor la tarea que le dio Dios, escuchó al ángel y entendió su misión
Ella se entregó por completo a Nuestro Señor, colocó su vida en sus manos sin miedo
Nuestra Madre es el ejemplo que debemos seguir en cuanto a la fe
Confiar en Nuestro Padre sin miedo, con los ojos vendados pues Él nos traerá la gracia
Amén

Oración para finalizar el día

Madre María, libre completamente de pecado
Te pedimos que intercedas por nosotros
Tú, Virgen entre todas las mujeres
Has confiado plenamente en Dios
Pues tu corazón está repleto de pureza
Sufriste la pérdida de tu hijo
Y ahora velas por cada uno de nosotros
Te pedimos que nunca nos abandones
Quédate a nuestro lado en todo momento posible
Permanece tomando nuestras manos
Hasta el día de juicio final
En el que por fin llegaremos al reino de Dios
Amén

Segundo día

Recita la oración para iniciar el día.

Nuestra Madre confió plenamente en el Salvador, aún después de verlo sin vida
Creyó completamente en Nuestro Señor y el amor que nos tiene
Ella nos enseña a confiar ciegamente en su amor, aunque todo salga bien
Y más aún cuando las cosas nos salgan mal, porque Él nos ama de verdad
Todas las cosas que nos ocurren deben ocurrirnos y así seguiremos su sendero
Amén

Reflexión del día

Nuestra Madre se le presentó a Catalina para explicarle como debía comportarse en los momentos difíciles que venían en camino, le explicó que debía colocarse en el altar pues ahí serían bañadas con gracia las personas que confiaban plenamente en Nuestro Señor Dios.

Damos gracias a la Santa Medalla Milagrosa y a Nuestro Salvador Jesús, ellos son la luz que nos fortalece y nos guía en el sendero de Dios.

Recita la oración final.

Tercer día

Recita la oración para iniciar el día.

La Virgen María se dedicó a amar y a entender a aquellos que sufrían en vida
Ella es la encarnación del amor en nuestra tierra
A veces debemos aferrarnos completamente al amor, pues no sabemos cómo sería nuestra vida
Quizás tendríamos todo eso que siempre soñamos y solo debemos amar como María
Amén

Reflexión del día

Nuestra Madre le confesó a Catalina que pronto llegarían momentos de desesperación y calamidades. Un gran peligro nos asecharía y nos haría dudar de cualquier cosa que creyéramos y en ese momento es en el que debíamos aferrarnos a un más fuerte a nuestra fe, pues la Virgen estaría allí y no nos soltaría jamás.

Siempre debemos confiar en Nuestra Madre, pues ella es incapaz de fallarnos, ella se ha dedicado a protegernos en todo momento, por eso en los momentos de oscuridad debemos acudir a ella, pidiéndole que no nos suelte y nos ilumine la salida.

Recita la oración final.

Cuarto día

Recita la oración para iniciar el día.

Nuestro Padre iluminó el camino de María para que entendiera la redención
Ella se dejó iluminar y llenar de gracia por el Espíritu Santo, así ella comprendió
De un momento a otro entendía completamente la palabra de Nuestro Señor
Y ahora sería ella la que nos iluminaría a nosotros para comprenderla
Amén

Reflexión del día

En el año 1839, el 27 de noviembre, Nuestra Madre se le presentó desde los cielos a Santa Catalina Labouré, para encomendarle una gran tarea.

Nuestra Madre tenía en sus manos una pequeña esfera de cristal, la cual presionaba con fuerza contra su pecho, como intentando protegerla para que nada le ocurriera, le dijo a Sor Catalina que esa esfera es nuestro mundo, esa esfera es cada uno de nosotros en sus manos.

Estando en sus brazos no encontraremos un lugar más seguro, estando en sus manos nada malo podrá ocurrirnos pues Nuestra Madre se ha dedicado a protegernos siempre.

Recita la oración final.

Quinto día

Recita la oración para iniciar el día.

Todos debemos sentirnos llenos de dicha, pues María es la madre de Jesús
Pero también es nuestra Madre y también somos hijos de Dios
Debemos regocijarnos y celebrarlos con amor, tenerlos presentes en todo momento
Así algún día llegaremos al reino de Nuestro Padre a gozar de la vida eterna
Amén

Reflexión del día

Nuestra Madre irradia una luz inexplicable, y nos hizo entender que esa es su gracia, la gracia que le ha concedido Nuestro Señor, ella decidió bañar a muchos de nosotros con su gracia, entre ellos a Santa Catalina.

Recita la oración final.

Sexto día

Recita la oración para iniciar el día.

Cada religión tiene su anima y su animus, su sentimiento y su pensamiento
Nuestro pensamiento es Jesucristo y nuestro sentimiento es Nuestra Virgen
Debemos aprender a entenderlos a ambos, así nuestra vida será plena
Sin olvidar encomendarnos siempre a ellos
Amén

Reflexión del día

Nuestra Madre estuvo libre de pecado durante toda su vida, todos nosotros debemos llevar su medalla para algún día ser liberados del pecado con el que nacimos.

Recita la oración final.

Séptimo día

Recita la oración para iniciar el día.

La tarea que le fue encomendada a la Virgen María no fue solo traer al Salvador a la Tierra
Ella lo crio con todo el amor de una madre, haciéndolo cada vez más humano como nosotros
Así debemos sentirnos nosotros a partir de nuestro bautismo
Completamente humanos y conectados con ese ser celestial que nos protege
Amén

Reflexión del día

La Virgen María le dio la tarea a Sor Catalina de que empezara con la creación de una medalla con un diseño especial que Nuestra Madre le otorgó. Le dijo a Santa Catalina que cada una de las personas que tuvieran esa medalla serían bañados con su gracia y con su protección.

Recita la oración final.

Octavo día

Recita la oración para iniciar el día.

Nuestra Madre transmitió la palabra de Nuestro Señor, esa que nos salvaría a todos nosotros
Su mensaje habla, cuestiona y nos da ánimos para seguir en este mundo
Todos y cada uno de nosotros debe conocerla, leerla, entenderla y vivirla con mucho amor
Para así tener a Dios siempre a nuestro lado
Amén

Reflexión del día

Los milagros que han sido adjudicados a Nuestra Madre son incontables, en especial aquellos que tenían de alguna u otra forma la Medalla Milagrosa (curar a aquellos enfermos sin cura, miles de hechos inexplicables) su medalla ha causado una creencia entre los devotos, y cada vez son más personas en el mundo que confían en ella.

Recita la oración final.

Noveno día

Recita la oración para iniciar el día.

El amor verdadero, ese que trae la paz al mundo, es simplemente nuestra relación con Dios
Nuestra Madre es la que ha traído paz a este mundo y paz a nuestros espíritus
Ella nos enseñó lo que es la devoción, y como enseñarla a aquellos que la desconocen
Cada uno de nuestros hogares tendrá la paz durante siglos pues ella nos acompaña
Amén

Reflexión del día

A lo largo de los años Nuestra Madre se les ha aparecido a muchos devotos, demostrando así su amor indiscutible y protección a sus hijos en la Tierra.

Debemos aprender a amar como ella nos ama, pues amando de forma tan intensa tendremos seguros un lugar en el Reino de Dios.

Debemos pedir siempre a Nuestra Madre que bañe de gracia a Santa Catalina, pues ella expandió su palabra aquí en la Tierra.

Recita la oración final.

Día de celebración de la Virgen Milagrosa

A la Virgen Milagrosa se le adjudica el día 27 de noviembre pues ese día en el año 1830 Nuestra Madre se le apareció a Catalina Labouré para pedirle que creara la Medalla Milagrosa, ya que todo aquel que la llevara consigo obtendría la gracia de Dios, ese es el día que debemos celebrar a la Virgen Milagrosa, pero evidentemente la celebramos todo el tiempo aquellos que le debemos devoción.

En el mundo de la religión existen una gran cantidad de entes celestiales a los cuales acudir en momentos de necesidad, y casi todos nosotros acudimos primero a Nuestra Madre, sabemos que en ella podemos confiar y en sus manos podemos depositar todos nuestros deseos y anhelos, por eso con la novena a su Medalla Milagrosa podremos conseguir lo que tanto deseamos.

Las novenas están diseñadas para entregarnos por completo a este ente religioso, así se quedará a nuestro lado para protegernos en todo momento del mal.

 

Más Novenas relacionadas

Ir arriba